sábado, 4 de mayo de 2013

Madre, regálanos tu mirada

«Su mirada es como la continuación de la mirada del Padre que la miró pequeñita y la hizo Madre de Dios. Como la mirada del Hijo en la cruz que la hizo Madre nuestra, y con esa mirada hoy nos mira. 
Y hoy nosotros, después de un largo camino, vinimos a este lugar de descanso, porque la mirada de la Virgen es un lugar de descanso, y venimos a contarle nuestras cosas. 

Nosotros necesitamos de su mirada tierna, su mirada de Madre, esa que nos destapa el alma. Su mirada que está llena de compasión y de cuidado. Y por eso hoy le decimos: Madre, regálanos tu mirada. Porque la mirada de la Virgen es un regalo, no se compra. Es un regalo de ella. Es un regalo del Padre y un regalo de Jesús en la cruz. 

Madre, regálanos tu mirada. Venimos a agradecer que su mirada esté en nuestras historias. En ésa que sabemos cada uno de nosotros, la historia escondida de nuestras vidas. Esa historia con problemas y con alegrías. Y luego de este largo camino, cansados, nos encontramos con su mirada que nos consuela y le decimos: Madre, regálanos tu mirada». 

(Cardenal Begoglio, 3-X-1999). 

En alfayomega.com

2 comentarios:

  1. Sí, nosotros necesitamos su mirada, por eso hoy que es el día de la madre, además de felicitar a las mamás, nos tenemos que acordar de Nuestra Madre del Cielo, La Santísima Virgen María. Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felicidades a todas las mamás.
      Gracias, quédateenminube.

      Eliminar

Los mensajes de valientes anónimos no serán publicados en este blog.